2008/04/24 La Nación – Quieren más socios para la obra social de la ciudad

 Es lo que pretende el interventor

Sin determinar específicamente cuál iba a ser su plan estratégico para detener una posible huida de afiliados de la Obra Social de Buenos Aires (Obsba) hacia otras prestadoras, su interventor, Jorge Rey, expuso ante la Comisión de Salud de la Legislatura porteña que su gestión intentará mantener el mayor número posible de beneficiarios e incluso buscará incrementar su número.

En su primer contacto con los legisladores, desde que definitivamente, el 14 de marzo pasado, se hizo cargo de la intervención encomendada por Mauricio Macri para sanear la entidad, Rey sostuvo que están trabajando para que la obra social sea “absolutamente competitiva y asegure la prestación”, y agregó que buscan cambiar de paradigma: “Pasar de una organización de afiliados cautivos a una de beneficiarios libres”.

Durante la reunión en el salón Montevideo, los diputados porteños le hicieron preguntas en el marco de una propuesta presentada por los diputados Diana Maffia (Coalición Cívica) y Martín Hourest (Igualdad Social).

Los legisladores requirieron explicaciones acerca de por qué la intervención había optado por una auditoría privada mientras disponía de la Auditoría General de la Ciudad (Agcba), y sobre cuándo se iba a designar la comisión interdisciplinaria que se encargará de elaborar el proyecto de reorganización de la Obsba.

Ante la primera cuestión, Rey respondió que se encargó a un equipo de gestión privada una auditoría de corte, un trabajo que requiere muchos recursos para determinar la situación patrimonial actual de la Obsba. Igualmente, el funcionario indicó que se había convocado a la Agcba y que le habían preparado instalaciones. “Queremos que todos nos acompañen en este proceso”, afirmó.

Respecto del segundo tema cuestionado, ayer se anunció la creación de la comisión interna creada por la ley 2637 y se conocieron los cinco diputados porteños que la integrarán. Además de Maffia, estarán Lidia Saya y Oscar Zago (ambos de Pro); Eduardo Epzsteyn (Diálogo por Buenos Aires), y Alicia Bello (Frente para la Victoria).

El interventor también sostuvo que para mantener la sustentabilidad de la obra social quería conocer “cómo trabajan las prestadoras de la competencia”.

En cuanto a la deuda de 175 millones de pesos corrientes, 30 de los cuales corresponden a juicios pendientes generados en la anterior administración, Rey explicó que no recurrirá a fondos externos y remarcó que la optimización de los recursos apunta a que “se respeten los derechos laborales de los 4300 empleados”.

Link corto: http://www.lanacion.com.ar/1006905


 

Comments are closed.