2008/01/18 La Nación: Fuerte denuncia de la Coalición Cívica al director de Enarsa

Dice que es empleado de una petrolera

Viernes 18 de enero de 2008 | Publicado en la Edición impresa

Un grupo de diputados de la Coalición Cívica denunció ayer que el presidente de Enarsa, Exequiel Omar Espinosa, fue beneficiario de aportes previsionales realizados por la empresa de hidrocarburos OIL M&S durante su gestión al frente del organismo estatal.

La información figura en la base de datos de la Anses, y si fuera correcta podría implicar una relación laboral entre el presidente de la petrolera estatal y una empresa del sector, una incompatibilidad que expresamente rechaza la ley de ética pública.

Los diputados Adrián Pérez, Fernando Sánchez, Fernanda Gil Lozana y la legisladora porteña Diana Maffía (todos de la Coalición Cívica que conduce Elisa Carrió) presentaron la denuncia ante la Fiscalía de Investigaciones Administrativas (FIA) y la Oficina Anticorrupción (OA), los dos organismos responsables de investigar actos de corrupción en la Administración Pública.

La denuncia, a la que tuvo acceso LA NACION, afirma que entre mayo y noviembre de 2007 la petrolera OIL M&S (propiedad del empresario cercano al kirchnerismo Cristóbal López) realizó aportes previsionales a nombre de Espinosa.

El registro corresponde a trabajos realizados en relación de dependencia, aunque desde 2004 Espinosa preside Enarsa.

“Queremos que él explique si en 2007 trabajó para OIL M&S, porque ese mismo año esa empresa se presentó a una licitación convocada por Enarsa”, señaló el diputado Sánchez.

La presentación de la Coalición Cívica invoca la ley de ética pública, que en su artículo 13 estipula que es incompatible con el ejercicio de la función pública “dirigir, asesorar, patrocinar o de cualquier forma prestar servicios” a cualquier empresa que sea proveedora, concesionaria o realice actividades reguladas por el Estado, siempre y cuando el funcionario tenga competencia directa en el tema.

Según Sánchez, entre septiembre y octubre de 2007 la empresa OIL M&S se presentó en la licitación de la Provisión del Servicio de Generación de Energía Distribuida a la que convocó Enarsa, bajo la dirección de Espinosa.

“Esto podría generar, o ya pudo haber generado, los conflictos de intereses que la ley de ética pública busca evitar, y se daría igual aunque Espinosa estuviera gozando de un supuesta licencia sin goce de sueldo, como explican en su entorno”, agregó Sánchez.

Pasajero

Ayer LA NACION intentó comunicarse con el presidente de Enarsa para confirmar esa versión, pero no obtuvo respuesta a los mensajes que dejó en su celular.

No es la primera vez que Espinosa está en medio de un escándalo: en agosto pasado fue el responsable de alquilar el avión que trajo de Venezuela a Guido Alejandro Antonini Wilson, investigado por intentar ingresar ilegalmente 800.000 dólares a la Argentina.

Espinosa estuvo entre los pasajeros del vuelo que le costó su cargo al entonces jefe del Occovi, Claudio Uberti. Pero él pudo sobrevivir en el cargo y lo renovó con el gobierno de Cristina Kirchner.

Tampoco es la primera vez que la mirada de la opinión pública se posa en OIL M&S, y en su dueño.

Al margen de esa empresa, dedicada a la exploración de hidrocarburos que presta servicios a las grandes petroleras, López tiene la concesión las máquinas tragamonedas del Hipódromo de Palermo. A finales del año 2007, un decreto presidencial lo benefició con una extensión de la concesión hasta el año 2032.

La denuncia de los legisladores consigna una segunda irregularidad. En los registros de la Anses también aparecen aportes de OIL M&S a nombre de Espinosa en 2003.

En ese momento todavía no era funcionario y podía trabajar libremente en la actividad privada, pero Espinosa omitió informar cualquier relación laboral con esa empresa petrolera en la declaración jurada que presentó ante la OA.

Por Laura Capriata
De la Redacción de LA NACION

Be Sociable, Share!